Si te gustaría saber más sobre quienes somos y como le dimos comienzo a este sueño, ingresá en el link de abajo y te contamos.

 

Mucho gusto...

Conocenos
Búsqueda por Tags

© 2017 Viajando x el Mundo.

Arma tu primer viaje a Europa en 6 simples pasos

February 25, 2018

Para los que viajar al "Viejo Continente" fue un sueño desde siempre, y sobre todo cuando aún no hemos emprendido una aventura semejante, encarar la organización del mismo por nuestra cuenta se presenta como una empresa colosal. Tanto para aprender, tanto que desconocemos y mucho, mucho miedo a lo que pueda pasar si nos equivocamos. Sin embargo, esta etapa puede ser tan disfrutable como stressante ya que aprenderemos muchas cosas, creceremos en el proceso y nos ponemos en "modo manija" saboreando lo que se vendrá. En esta nota te explico mi sistema probado para armar tu viaje de manera ordenada y sin que te olvides de ningún ítem. Es una estructura básica que uso y que podés adaptar a tu modo de viaje, personalizándolo como más te guste.

  1. EL MOMENTO DE VIAJAR
    Definir CUANDO podrías o querés viajar. Para esto tenés que tener en cuenta la época en la que te darían las vacaciones en tu trabajo o, si tenés la posibilidad de elegir, en que estación del año te agradaría mas conocer el viejo continente. Por supuesto hay que recordar que, al estar en otro hemisferio, cuando en Argentina es verano allá es invierno y viceversa.
    Europa es un continente, no un país. Si, se que es una tremenda obviedad, pero una consulta demasiado frecuente es “¿Qué temperatura hace en Europa en x mes?” Eso es muy relativo, nadie puede acertar ese dato. Como parámetro podés buscar en guías como las Lonely Planet o la temperatura media por ciudad en internet, pero sino tené presente que mientras más cerca del Ecuador estés mas cálido será el clima y mas frío cuando te vayas hacia el polo norte.
    Otro factor que puede determinar el momento de viajar es que en julio y agosto en Europa es temporada alta (mas en las zonas costeras) y en invierno se le dice temporada baja. Esto cambia significativamente los valores de los vuelos y en otro aspecto la cantidad de gente, la disponibilidad de horas de luz y la posibilidad de hacer ciertas actividades dependiendo del destino. Si querés playa andá en primavera-verano y si querés esquiar elegí el invierno, para resumirlo de alguna manera. Es un tema en el que me explayaré en otro post.
    En este link podés consultar la temperatura media de cualquier lugar del mundo (incluida Europa): https://es.climate-data.org/

  2. PERIODO DE TIEMPO DE VIAJE
    Ahora hay que definir CUÁNTO tiempo viajaremos. Si bien está muy conectado con el ítem 1 cuando lo que usamos son las vacaciones laborales, es importante decidirlo también en función de los destinos que querramos conocer (punto 3) y a nuestro presupuesto.
    Como habrás leído en el post: “10 tips para viajar mejor” nosotros recomendamos hacer el llamado Slow travel y darle a cada ciudad el tiempo que se merece sin estar corriendo de lugar en lugar. Si es una ciudad grande (llámese Londres, París, Roma, etc.) te aconsejamos que no le des menos de 5-7 días. Y para ciudades de menor tamaño podés planificar unos 3 días (nunca menos). Otra opción es hacer base en una ciudad y recorrer los alrededores durante dichas jornadas, en donde quedarse una noche por lugar quizás no valdría la pena el traslado y movilización de equipaje. Por ejemplo, cuando fuimos a Niza, hicimos base allí y visitamos en varios días Antibes, Mónaco, Éze y Cannes, que se encuentran a unos minutos en tren o bus.

  3. DESTINOS
    Si leíste el punto anterior, te habrás dado cuenta de que al mismo tiempo que decidís la duración del viaje tenés que seleccionar a DONDE vas a ir. Otra consulta de lo más frecuente y una de las que más me sorprende. Por lo general, mi problema no es el no saber a donde podría ir sino elegir a donde no ir… ¡quiero ir a todos lados!
    Un ejercicio que podés hacer es pensar en ¿Por qué soñás con viajar a Europa? ¿qué lugares vienen a tu mente cuando lo hacés? ¿Qué culturas conocés y cuales te gustaría conocer? ¿Tenés antepasados en algún país, te gustaría conocer tus raíces? ¿Qué películas te fascinaron más con locaciones europeas? Anotá todo y eso te puede dar un primer pantallazo. Recordá el punto 2 y hacé una selección del tipo de viaje que querés hacer. Se que es difícil sacar destinos de tu itinerario, pero creeme que es lo mejor y seguro vas a querer volver a recorrer lo que te faltó.
    Otro factor para determinar esto es el tiempo, ya que, si este es escaso o limitado, lo más recomendable es hacer pocos lugares y cercanos, para evitar la pérdida de invaluables horas en traslados y viajes innecesarios. Aunque un avión te lleve en un par de horas de una punta a la otra del continente, no te olvides que para un vuelo debes sumarle las horas que demandan el presentarse antes en el aeropuerto y el tiempo de movilización al mismo que, por línea general, queda alejado del centro (y ni hablar del costo). Con aplicaciones como Google My Maps (no confundir con Google Maps que es otra cosa) podés armar tu itinerario y consultar distancias entre ciudades para darte una idea y todo te queda guardado en tu perfil.

  4. MEDIOS DE TRANSPORTE
    Si ya sabés en que época vas a ir, por cuanto tiempo y a que ciudades te gustaría ir, es momento de ver COMO podrías trasladarte de un punto a otro.
    Tren
    Una de las formas mas hermosas de recorrer este inagotable continente es en tren. Europa posee un tendido ferroviario inmenso y trenes puntuales, rápidos y cómodos. En nuestros dos viajes a Europa recorrimos todo por este medio. No es lo más económico, pero sin duda es una experiencia que no te podés perder (aunque sea algún tramo). Podés elegir entre trenes regionales, de alta velocidad, con camarotes para viajes nocturnos, de primera o segunda clase -que no tienen tanta diferencia entre si-, con vagón restaurant, y con otras muchas variantes más. Otra ventaja es que las estaciones de tren están en el centro mismo de la ciudad y no necesitamos presentarnos en el andén con mucha anterioridad, solo con unos minutos bastan. Eso sí, los latinos debemos olvidarnos de nuestras experiencias nativas y recurrir a la puntualidad porque aquí cuando se dice que el tren parte a las 9:53, es así de exacto ¡No es broma! Esta opción conviene cuando los puntos no están demasiado distantes entre sí ya que se puede demorar varias horas, aunque para nosotros, disfrutar de un tren es parte del viaje mismo. Ya voy a escribir una nota especial con este tema.
    Buses
    Otro medio mucho mas económico para desplazarnos por tierra es en bus. Desde hace unos cuantos años se hicieron populares algunas compañías de buses low cost con recorridos dentro de la Unión Europea. Estos vehículos son de confort medio (no esperen grandes lujos en sus butacas y equipamiento), pero son una opción muuuy económica en comparación al tren. Por lo general cuentan con WIFI gratis a bordo, posibilidad de cargar sus dispositivos y una carta acotada de snacks y bebidas que pueden descargarse de los sitios web de la compañía para saber de antemano que me espera a bordo.
    Vuelos Económicos
    Por supuesto, uno de los medio mas usados son los vuelos low cost. Son aviones con nada de confort, pero que compensan con el bajo precio de sus pasajes. ¡Ojo! Estos vuelos de bajo costo tienen su letra chica, por lo general las limitaciones se encuentran en la cantidad de equipaje que se puede llevar (se debe despachar de manera on-line) y en las multas que cobran cuando uno no cumple alguno de los requisitos como realizar el check-in on-line, despachar el equipaje previamente o, en algunos casos, no llevar impreso el ticket de abordaje. También hay que tener en cuenta que en estos casos suelen solicitar que los pasajeros se presenten hasta cuatro horas antes del vuelo. Si le sumamos el viaje al aeropuerto (en costo y tiempo invertido), que suele estar en zonas alejadas al centro, este medio puede demandar mas tiempo y dinero que otro que a primera instancia parecía mas lento. Desde mi opinión solo recomiendo esta forma de movernos cuando los puntos a unir están muy alejados o cuya conexión es difícil o imposible por tierra.
    Alquiler de Vehículo
    Por último, una excelente y económica variante (sobre todo si se viaja en grupo) es la de alquilar un vehículo. Por supuesto necesitamos un integrante que tenga registro y si bien algunos países aceptan el que se expide en Argentina, se recomienda tramitan en el Automóvil Club Argentino la licencia de conducir internacional. Es un trámite de quince minutos y de un costo ínfimo para lo que es un viaje de esta envergadura. En Europa conseguimos vehículos de excelente calidad a un precio al que no estamos acostumbrados en nuestro país por lo barato. En este caso ganamos muchos puntos en libertad e independencia de movilidad. Nada compensa la posibilidad de elegir día a día hacia donde partir y que detenerme a conocer. Eso sí, ojo con las multas, antes debo informarme muy bien sobre las normas de transito de cada país que pasaremos y donde se puede estacionar cuando lleguemos a destino.

  5. ALOJAMIENTO
    Llegó la parte en la que empezamos a buscar DONDE alojarnos. Las principales opciones que tenemos son los hoteles y hostels, que, dependiendo del gusto y presupuesto del viajante, pueden variar en confort, ubicación y precio. Pero también tenemos otras alternativas menos tradicionales, pero no menos populares hoy en día y son los sitios de alojamiento temporario y el couchsourfing. En nuestros viajes siempre utilizamos Airbnb.com para elegir donde pasar la noche. Por una cuestión de preferencias, alquilar una habitación privada en una casa o un departamento completo nos pareció la mejor opción siempre para una pareja que desea intimidad y servicios completos. Y por supuesto, la posibilidad de cocinar con productos típicos y (lo mejor) de conocer gente local. Tenemos un 100% de experiencias positivas con este método, pero no quiere decir que no haya casos a quienes les hayan salido mal las cosas. Es muy importante, antes de reservar, leer detenidamente las condiciones de alquiler y los comentarios de los huéspedes anteriores, también si son anfitriones PLUS y verificados. Si haces clic AQUI te llevás un descuento de 30 usd cuando viajen. 
    Particularmente nosotros no usamos nunca el couchsourfing, pero conozco gente que lo usa asiduamente. Es una red de viajeros que se ayudan mutuamente, en la que se ofrecen alojamientos gratuitos a quien pertenezca a la comunidad. Básicamente es, eso... si querés más info en el sitio te explican todo. Es una excelente manera de ahorrarse el valor del hospedaje y, algo mucho más importante, conocer gente local o que vive en el destino elegido.

  6. PRESUPUESTO DIARIO
    ¡El gran interrogante! CUANTO DINERO calculo por día. Como los otros items, es también relativo y debes calcularlo según tus gustos, destino y presupuesto, pero hay algunos parámetros que podés tener en cuenta:
    - Un almuerzo/cena promedio en un restaurante medio cuesta unos 15€ como mínimo. También contás con opciones más económicas como comprar comida rápida en la calle, armar tu propio sándwich con lo que encuentres en un supermercado o cocinarte en tu departamento, si lo permite. Cada uno lo arma a su gusto.
    - En países como Francia es de lo más normal pedir una jarra de agua fría de la canilla totalmente gratis (es buena no desconfíes).
    - En internet podés averiguar cualquier valor de entrada a las atracciones que sean de tu preferencia, así como el costo de un ticket de metro, bus o cualquier medio de transporte urbano.
    - Si vas a comprar souvenires tené en cuenta un monto aparte para esos regalitos que quieras llevarte para tus seres queridos o para vos mismo. Más aún si pensás comprarte mucha ropa o tecnología (acordate que todo se debe declarar en aduana para entrar al país).
    - Europa cuenta con un sistema de devolución de impuestos (llamado Tax free) en las compras que superen ciertos montos que varían de país en país. Mas adelante escribiré otro post para que no te pierdas esta ventaja que tenemos al comprar afuera. En nuestro primer viaje no la conocía y me perdí una linda devolución jaja. 

Espero que este post, en el que me extendí bastante, te pueda servir para animarte a planear tu viaje al viejo continente. Si tenés alguna consulta contactanos por las redes sociales que te ayudo encantado.

¡Hasta la próxima!

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Please reload

Tag Cloud